Icono del sitio Esquire

El nuevo tratado podría ampliar el plazo de los derechos de autor

Según informes preliminares, la revisión del TLCAN, con la aprobación del Congreso estadounidense, alargaría el período de vigencia de los derechos de autor a 75 años. Al menos así se establece en la hoja informativa presentada por la Oficina del Representante de Comercio de los Estados Unidos, que indica que el plazo de los derechos de autor se extenderá a 75 años.

Lo cual, para sitios como HR, es interpretado como un regalo de cumpleaños anticipado para Mickey Mouse y Disney.

Actualmente, la pérdida del copyright para la mayoría de las obras es la suma de la vida del autor más 70 años. Bajo el nuevo planteamiento la ecuación quedaría como la vida de autor más 75 años, lo que representaría una extensión de cinco años, que aunque parece poco no es menor a la luz de que varias obras debían a entrar al dominio público el próximo enero.

Tal vez te interese: TLCAN: México y Estados Unidos llagan a un acuerdo sin Canadá

¿El Nuevo Tratado favorece a Disney?

La extensión del plazo podría ser un alivio para Disney, cuyo cabildeo a mediados de la década de 1990 logró extender el plazo de 50 a 70 años. La Copyright Term Extension Act (CTEA) de 1998, también conocida como Sonny Bono Copyright Term Extension Act o Sonny Bono Act y, peyorativamente, como la “Mickey Mouse Protection Act”, extendió los plazos de derechos de autor en los Estados Unidos por 20 años adicionales, además de que sobrevivió a un desafío de la Corte Suprema y evitó la liberación de Mickey Mouse (al menos la versión del cortometraje Steamboat Willie, 1928) hasta 2024.

Otros trabajos actualmente programados para entrar en el dominio público en la próxima década incluyen la película de Frankenstein (1931), The Great Gatsby, de F. Scott Fitzgerald, y la versión de Disney de Blancanieves y los siete enanos.

De acuerdo con la hoja informativa, las nuevas reglas sobre propiedad intelectual también establecerán un sistema de Notificación y Retiro (Notice and take down) para los proveedores de servicios de Internet.

Los Congresos necesitan ratificar el nuevo tratado antes de que entre en vigor.

Salir de la versión móvil