Icono del sitio Esquire

Ryan Reynolds y Manuel García Rulfo en 6 Underground

6 Underground Foto Netflix

6 Underground Foto Netflix

Un grupo de seis multimillonarios con un pasado en las fuerzas militares, liderado por el personaje de Ryan Reynolds, fingen sus muertes con el objetivo de trabajar de manera incógnita y luchar contra “personajes verdaderamente malos”. ¿La mejor parte de estar muertos? La libertad. Ésta es la premisa de 6 Underground, el filme de Michael Bay para el cual Netflix invirtió alrededor de 150 millones de dólares, una de las mayores hasta la fecha. 

Al elenco que suma a Ryan Reynolds, Manuel García Rulfo, Mélanie Laurent, Dave Franco y Adria Arjona, entre otros. “Llevaba 31 meses trabajando en Deadpool 2 (que comparte productores con 6 Underground), en donde escribí, produje, actué e hice cosas de marketing, así que quería hacer una película en donde pudiera actuar nada más”, cuenta Ryan en entrevista exclusiva con Esquire sobre lo que lo atrajo a participar. “Además estaba la oportunidad de laborar para Netflix y con alguien como Michael Bay, a quien he visto y admirado desde chico, me encanta estar en producciones locas, gigantes de acción. Trabajar con él fue un caos en el buen sentido”. 

No cambiaría nada del pasado. Aún en mis peores momentos aprendí algo, así que estoy perfectamente bien con ello

Es conocido principalmente por su trabajo en comedias como Deadpool y Just Friends, entre otras (además de mostrar su sentido del humor en su cuenta de Instagram) y, aunque no es una película de comedia, no deja de integrar una que otra línea divertida. “Hay personajes que pueden ser divertidos con una sola línea. Creo que las mejores cintas de acción siempre tienen un toque ligero de comedia en ellas”, dice Reynolds. 

Entre los retos que enfrentó el actor para su personaje fue la acción en general, ya que como cuenta tomó mucho entrenamiento previo a la filmación para no lastimarse. “Michael hace muchas tomas que no son generadas en computadora, en las que estás saltando de algo, volteando algo o siendo aventado hacia algo, eso es siempre lo más complicado”, recuerda sobre el proceso. También tuvo la oportunidad de viajar a diferentes partes del mundo para grabar, junto con su familia (está casado con la actriz Blake Lively y juntos tienen tres hijas). 

¿Algunas de sus locaciones favoritas? Roma y Abu Dabi. “Fue una experiencia muy distinta. Poder llevar a mi familia, y exponerla a esas nuevas culturas fue algo increíble”, aunque se perdió un poco de la convivencia del elenco, “cada noche salían a cenar o de fiesta, pero yo viajo con mi familia, así que tenía que regresar a casa a acostar a mis hijas. Sin embargo, me llevo bastante bien con todos, el elenco se encuentra compuesto por personas excepcionales, la pasamos muy bien”. 

En la película su personaje se encarga de reclutar, y Ryan lo describe como alguien organizador que aprovecha su posición de tener suerte en la vida para tratar de hacer algo bueno. “Lo que más disfruté de él son los momentos en que puede llegar a ser un poco cobarde o aprensivo en las escenas de acción más intensas”, comenta Reynolds. “Me gusta esa parte de él porque considero que lo hace más humano, especialmente en una producción de Michael Bay, donde la acción es la estrella de la película y no la gente”. Conociendo la historia del filme, no podemos evitar preguntar ¿cómo fingiría Ryan su propia muerte? “Probablemente tendría algo que ver con una falla en un avión con un solo piloto, sería bastante malo haciéndolo porque extrañaría a todo el mundo y estaría llamando y mandando mensajes a todos”, contesta. 

MANUEL GARCÍA RULFO Y SU TRABAJO EN 6 UNDERGROUND

Esta producción es sólo un escalón en la gran escalera de proyectos, historias y películas de la trayectoria de García Rulfo, quien nació en Jalisco y desde pequeño tuvo una pasión por el cine gracias a su abuelo, quien con su súper 16 documentó la infancia del actor. “Mi abuelo tenía una cámara y, por pura diversión, nos ponía a todos a actuar, primos y tías, todos. Uno de los mejores recuerdos que tengo de él, además de hacer estas cintas, es el esperar la proyección sentado, mientras él preparaba el filme en el proyector, éramos 31 primos, entonces el estar a la espera de estas primeras películas es un gran recuerdo”. 

Después de descubrir su pasión por la actuación, decidió irse al Larry Moss Studios en Nueva York, uno de los más reconocidos del mundo; “no había estudiado actuación y me dieron las mejores bases, no sin antes tener algunos retos, uno de los shocks culturales fue el lenguaje, además era muy penoso, entonces pararme en un escenario era difícil, pero gracias a lo que aprendí en las academias y estudios me ayudó a ser mejor en mi actuación, después regresé a México y creo que esas bases me ayudaron a construir mi carrera”. Y vaya que tiene una, pues además de hacer teatro y varios filmes en México, también ha compartido créditos en producciones internacionales con actores de la talla de Denzel Washington, Chris Pratt y Jennifer Aniston. 

Me encantó trabajar con Ryan, es un gran actor y todo un profesional de la comedia, aunque esta película es de acción tiene toques de ella, y él es perfecto para eso, tiene un timing increíble, me sacó de mi zona de confort, ya que estoy acostumbrado al drama,

Con 6 Underground en puerta le preguntamos ¿cómo fue trabajar con Michael Bay? Explica que “fue una gran lección y muy divertido, como sabes Michael es un director famoso por hacer explosiones por todos lados, autos que salen disparados por todas partes, pero lo me- jor es verlo trabajar, ya que él lo hace a su manera, hace de todo: carga cables, lleva la cámara de un lado a otro, te dirige, se podría decir que es todo un caos trabajar con él, pero es SU caos; cuando iniciamos la grabación me recordó mucho a mis primeros proyectos, el crew es muy chico, aunque tiene un presupuesto de millones de dólares, prefiere trabajar con poca gente, eso se siente como una película muy íntima y, además, está haciendo todo por su cuenta, realmente es una producción muy amena”. 

Aunque ya está acostumbrado a laborar con los grandes de Hollywood, sigue siendo un hombre humilde, y un actor profesional que ve a cada uno de ellos como lo que son, personas que realizan un trabajo. “Me encantó trabajar con Ryan, es un gran actor y todo un profesional de la comedia, aunque esta película es de acción tiene toques de ella, y él es perfecto para eso, tiene un timing increíble, me sacó de mi zona de confort, ya que estoy acostumbrado al drama, pero lo hizo de tal manera que me sentí muy cómodo. Sigo impresionado con el modo en el que trabaja, sus improvisaciones son muy cuidadas, sabe qué funciona y qué no y lo expresa sin problemas, y eso se nota en la película”, agrega. 

Se podría decir que García Rulfo ya ha llegado a un buen lugar en Hollywood, pero tiene grandes ambiciones y aún no está del todo satisfecho. “Me falta mucho todavía, aunque agradezco estos personajes, como actor quieres más, otras experiencias, otros papeles, que no necesariamente tienen que ser los más dramáticos, siempre busco retos y también me gustaría trabajar en México o con directores mexicanos, como Alejandro González Iñárritu, Guillermo del Toro o Alfonso Cuarón, entre otros, hay tan- tos otros actores y actrices que admiro, así que espero algún día lograrlo. Aún así considero que continuaría con más ambición y buscaría más retos. No descarto la idea de hacer proyectos propios en los que el storytelling sea algo propio y pueda explorar mayores emociones y estar todavía más creativamente satisfecho”. 

Texto y entrevistas por: Constanza Alcocer y Alex Villatoro
Salir de la versión móvil