Alexander Skarsgård, Intriga y seducción

Alexander Skarsgård, Intriga y seducción

El actor sueco la imagen de la fragancia Encounter de Calvin Klein. Platicamos con él de la fama y el mejor consejo que le ha dado su padre.

Por Laura A. ZardainAlexander Skarsgård | Fecha: 11/09/14

 

La fama de los nórdicos no es gratuita: al encontrarme con este actor, de inmediato me impactaron sus casi dos metros de estatura y sus ojos azules. Alexander Skarsgård impone, sin lugar a dudas. "No conozco la Ciudad de México, pero hace 15 años fui a Playa del Carmen cuando era una joya escondida. Sin embargo, recién estuve ahí de nuevo... ¡y ya es como Cancún!", dice mientras sonríe con esa seguridad que tienen los actores extranjeros cuando hablan de nuestro país. Esto contó el protagonista de True Blood en Nueva York, durante la presentación de la fragancia de Calvin Klein.

 

Esquire: ¿Por qué decidiste formar parte de la campaña de esta fragancia?

Alexander Skarsgård: Calvin Klein es una gran casa y me sentí muy halagado, porque nunca habían trabajado con un actor para sus fragancias. No es únicamente "Oye, compra esta loción", sino que interpreto a un personaje y el concepto del video es oscuro, misterioso y tiene toda una narrativa detrás.

 

ESQ: ¿Algún olor te recuerda a Suecia?

AS: El abuelo de mi papá fumaba puro en una casa de madera que tenemos, en medio de la nada, al sur de Suecia. No hay baños ni teléfono. Las paredes de madera tienen este olor impregnado de puro, indescriptible. Lo curioso es que mi papá no fuma seguido, pero cuando visita esa casa lo hace no porque disfrute fumar, sino porque tiene miedo de que ese olor desaparezca con el tiempo.

 

ESQ: ¿Qué es lo primero que te gusta hacer cuando visitas Suecia?

AS: Soy del sur de Estocolmo y, al igual que aquí en Manhattan, caminas para todos lados. Lo primero que hago es ir a la plaza, donde hay restaurantes al aire libre, para  pasar un rato con mi familia.

 

ESQ: ¿Cuáles han sido los mejores consejos que has recibido?

AS: Comencé a actuar a los 7 años, pero a los 13 les dije a mis papás: "Ya no quiero hacer esto, no me siento bien". Mi papá, que es también actor, me dijo: "Entonces ya no lo hagas, hazlo sólo si no puedes imaginarte tu vida sin actuar y eso tiene que venir desde adentro". Sin ese consejo, hoy no estaría aquí.

 

ESQ: ¿Cuál crees que sea la razón de la buena relación que tienes con tu padre?

AS: Vengo de una familia de actores y recuerdo que un director de cine, amigo de mi papá, le preguntó si yo podría participar en una película. En aquel entonces yo tenía sólo 7 años y mi padre le contestó: "Pregúntale a Alex". Es decir, siempre me trató como a un adulto y mi opinión contaba. Vivo en Hollywood y veo a papás queriendo vivir de nuevo sus vidas a través de sus hijos. A mí jamás me obligaron a nada.

 

ESQ: ¿Qué opinas de la fama?

AS: Es raro. Es surreal cuando estoy con mil personas gritando y al final del día llego a casa y siento que eso que acaba de pasar es ficción y no mi vida real. A diferencia de cuando tenía 13 años, he aprendido a disfrutarlo y sé que todo eso podría desaparecer mañana.

 

ESQ: ¿Qué película podrías volver a ver un millón de veces?

AS: Amores Perros, definitivamente. México tiene muy buen cine: Del Toro, Iñárritu? ¡Biutiful es fenomenal!

 

 

EL OLOR DE UN ENCUENTRO

Imagina la mezcla intensa del ron, coñac, cedro de Atlas y pachulí combinada con mandarina, pimienta y jazmín egipcio. Esto te da una idea de los aromas que componen la fragancia Encounter. Un film noir lleno de tensión entre un hombre personificado por Skarsgård y una mujer, la modelo Lara Stone, muestra el juego de deseos entre él y ella.  El misterio es lo mejor de un encuentro.

 

<br>