Salmón con jengibre y mantequilla de soya

Salmón con jengibre y mantequilla de soya

La tercera parte de la grasa del salmón es de la variedad monoinsaturada, saludable al corazón. Aquí cómo cocinarlo.

Por Redacción | Fecha: 11/09/14

 

 

 

Necesitarás

 

4 filetes de salmón de 113 g o de 170 g cada uno

 

2 cdas. de mantequilla sin sal, suave, fuera del refrigerador por una o dos horas

 

½ cda. de cebollín picado

 

½ cda. de jengibre fresco, pelado y rallado (o picado)

 

El jugo de un limón

 

½ cda. de salsa de soya baja en sodio

 

 

 

Preparación

 

1 Combina todo en un tazón (excepto el salmón) y mezcla vigorosamente con una cuchara de madera hasta que los ingredientes se hayan incorporado. Reserva.

 

2 Calienta una cucharadita de aceite de oliva o de canola en una sartén de acero inoxidable a fuego medio-alto. Sazona el salmón con sal y pimienta; cuando el aceite humee ligeramente, agrega el pescado, con la carne hacia abajo. Cocina durante cuatro o cinco minutos hasta que la piel se ase y quede crujiente. Voltea el pescado y cocínalo por dos o tres minutos más, hasta que la carne se desmenuce con la presión de tu dedo pero siga ligeramente cruda en el centro. (Es mejor servir el salmón a término medio, pero si tú quieres el tuyo bien cocido, ásalo otros dos o tres minutos).

 

3 Sirve el pescado con una cucharada generosa de la mantequilla saborizada (de soya), la cual deberá comenzar a derretirse al contacto con el salmón. (Rinde cuatro porciones)

 

 

 

Por porción: 390 calorías, 26 g de grasa, 710 mg de sodio

 

En un restaurante comes: 734 calorías , 32 g de grasa, 1,308 mg de sodio.